QC Financiera

8 ERRORES DE FINANZAS PERSONALES MÁS COMUNES

8 ERRORES DE FINANZAS PERSONALES MÁS COMUNES

Estos son los ocho errores más grandes que se cometen en las finanzas personales. Sobre todo cuando se está comenzando es posible tomar algunas decisiones financieras desesperadas, por lo que es importantes aclarar algunos conceptos erróneos comunes de dinero para evitarlos. Los errores financieros pueden ser difíciles de limpiar y por lo general puede tomar un tiempo arreglarlos, sin embargo, la comprensión de los errores más comunes te ayudará a tomar mejores decisiones en el futuro.

Principales errores financieros

Atrasarse en los pagos

Cuando te atrasas en tus pagos puedes crear ciclos difíciles de romper y afectar tu puntaje de crédito. El resultado final será el pago de multas y otros cargos cada vez que te atrasas, y será difícil que califiques a otros préstamos cuando lo necesites. Lo primero que hay que hacer es ponerse al día en los pagos atrasados y luego tratar cualquier problema de gasto, presupuesto o ingresos que han causado la mora.

Usar las tarjetas de crédito para los gastos diarios

Cuando utilizas las tarjetas de crédito para cubrir los déficits en tus gastos, puedes acumular una enorme cantidad de deuda en un muy poco tiempo y dañar tus finanzas personales. La gente tiende a gastar más dinero cuando pagan con crédito, y también es más fácil dejar de prestar atención al presupuesto. Tienes que dejar de usar las tarjetas de crédito para las compras cotidianas y comenzar a seguir un presupuesto.

Pedir dinero prestado a amigos y familiares

Cuando estás en una difícil situación financiera puedes tener la tentación de pedir dinero prestado a tus amigos o tu familia. Al hacer esto se pone tensión en tu relación con ellos, pueden comenzar a cuestionar tus decisiones financieras y sentir que pueden hacer comentarios acerca de tus hábitos de consumo. Nunca debes pedir prestado dinero a tus seres queridos si no quieres arruinar la relación.

Renunciar al trabajo sin un plan

Al salir de tu trabajo puedes encontrarte en una situación financiera muy apretada. También es más difícil encontrar un trabajo cuando estás desempleado. Cuando sientas que tu situación laboral actual no es buena debes comenzar a buscar un nuevo trabajo de forma inmediata, esto te permitirá encontrar un nuevo trabajo rápido y evitar cualquier vacío en tu experiencia laboral.

No tener un presupuesto

No tener un presupuesto es uno de los peores errores financieros. La falta de un presupuesto mes a mes significa que no estás tomando el control de tu situación financiera ni tienes idea a dónde se va tu dinero. Sin un presupuesto sólido se puede hacer dinero decente y todavía tener que luchar para salir adelante, y puede ser difícil alcanzar tus metas financieras. Puedes comenzar a tomar mejores decisiones financieras si tienes un presupuesto y sabes exactamente a dónde va tu dinero.

No establecer objetivos

Los objetivos financieros dan pasos para trabajar hacia lo que queremos lograr. Estos objetivos deben ser cosas como comprar una casa propia, iniciar un negocio y el retiro. Si no estableces objetivos específicos es posible que nunca llegues a tener un pago inicial de una casa o estar en una buena posición financiera cuando sea el momento de retirarte. Tómate el tiempo para establecer metas financieras sólidas y revisarlas cada año. Ver las 10 mejores metas financieras.

No tener un seguro

Muchas personas optan por ir sin seguro para ahorrar dinero, pero un seguro es tu red de seguridad, está ahí para protegerte de la quiebra y para asegurarte de que tienes las cosas que necesitas. Asegúrate de tener una cobertura básica incluyendo seguro de salud para protegerte de problemas en el futuro y un seguro del automóvil.

Tomar decisiones financieras por miedo o presión

Otro de los errores financieros más comunes es tomar una decisión cuando se tiene miedo o se siente mucha presión para actuar de forma inmediata. Cuando tienes miedo no puedes considerar todas las opciones y puedes terminar tomando una mala decisión. Es importante dar un paso atrás y considerar todas tus opciones.

Cuando sentimos presión para dar un paso financiero grande como la compra de un coche nuevo o una casa para casarse o tener un hijo, puede que tomemos la decisión aun cuando no estemos listos para dar ese paso, y ceder a la presión no beneficiará nuestras finanzas personales. Está bien hacer cada decisión financiera en base a tus propios objetivos y necesidades.

Evitar los errores costosos de dinero o errores de crédito te puede ahorrar dinero, tiempo y esfuerzo. Si tienes problemas de dinero y necesitas ayuda, contáctanos y recibe asesoría gratis.